Salud y Nutrición

¿Eres “reducetariano”?

Puede que la carne y los productos lácteos te parezcan deliciosos. Pero puede también que te preocupe tu salud, el deterioro del medio ambiente, la extinción de las especies por la acción del hombre y el bienestar de los animales. En ese caso el “reducetarianismo” podría ser el movimiento perfecto para ti. Quizás, incluso, ya formes parte de él sin saberlo. Este neologismo agrupa a cualquier persona que aspire a comer menos productos derivados de los animales, da igual su motivación o la cantidad que consuma.

En países como Reino Unido se estima que el 40% de la población ya está disminuyendo la cantidad de carne que consume.

Con que tengas la intención y actúes en consecuencia ya te puedes considerar un “reducetariano”. Así de fácil es pertenecer a este movimiento nacido en 2015, según la cuenta de twitter de la Reducetarian Foundation.

Brian Kateman, su fundador y presidente, es también el autor del libro The reducetarian solution. En él plantea el movimiento como una solución alternativa a los problemas medioambientales del planeta y a las objeciones éticas sobre el bienestar de los animales en la industria de la carne, que podría aunar a veganos, vegetarianos y carnívoros.

De hecho, en países como Reino Unido se estima que el 40% de la población ya está disminuyendo la cantidad de carne que consume a raíz de los mensajes de salud pública que promueven una dieta más saludable y más rica en frutas y vegetales. Muchas personas, curiosamente, no se dan cuenta de que ya están reduciendo su consumo de carne. Y para ellos también hay un nombre: reducetarianos subconscientes.

Según los datos de la investigación, publicada en junio, el uso de tierra arable en el planeta se reduciría en más de un 75% si se evitara la producción de carne y productos lácteos, y aún así se podría seguir alimentando a la población mundial. El uso de vastas áreas de la naturaleza para el cultivo es el mayor factor detrás de la extinción masiva de vida silvestre, según el análisis de los investigadores.

“Una dieta vegana es probablemente la medida única más eficaz que puedes tomar para reducir tu impacto sobre el planeta Tierra, no solo en lo que se refiere a la emisión de gases de efecto invernadero, sino también a la acidificación global, la eutrofización y el uso de la tierra y del agua”, dijo Joseph Poore, de la Universidad de Oxford, que lideró el estudio.

Según su análisis, la producción de carne y lácteos usa el 83% de toda la tierra cultivada, y genera el 60% de las emisiones de gases invernaderos que genera la agricultura.

Sobre el autor

Entradas relacionadas

Dejar un comentario

Leave a Reply

Su email no sera publicado.